Castro no tiene quien le escriba

Castro no tiene quien le escriba

Me encanta Cuba. Me encanta la gente de Cuba. Recuerdo una mágica Nochebuena en la Habana, en la que nuestros anfitriones -tras decidir que los españoles no podíamos comer “cochino” en un día tan especial- se pasaron la tarde paseando un pavo gigante de hotel en hotel, buscando un horno para asarlos, pues en su casa el gas se fue de repente -como siempre- y no querían quedar mal con nosotros.

Me encanta su música, su color, sus sonrisas, su acento. Y reconozco que el Ché Guevara es un personaje que me fascina.

Cuba tiene muchas cosas buenas: su escolarización, su medicina, la inmensa cultura de sus personas (ya nos gustaría en España).  Pero hace mucho tiempo que estas virtudes ya no compensan. Las violaciones de los derechos humanos son graves y constantes, y la muerte de Orlando Zapata es la gota que colma el vaso.

El testimonio de su madre, Reina Luisa Tamayo, grabado por una de esas mujeres valientes a las que admiro, Yoani Sánchez, estremece por su fuerza y su denuncia sin miedo. Y a Castro bis no se le ocurre más que culpar al de siempre:  Estados Unidos. Vergonzoso y senil. Estoy en contra del embargo, y me parece admirable que Cuba, cual pequeña aldea gala, haya conseguido resistir al gigante todos estos años, gracias al ingenio, alegría y ron. Pero esto ya no se sostiene.

España, como país cercano y amigo de los cubanos, debe ayudar a poner fin a esta locura. Pero ojo, no cualquier fin. Lo que más temo es un fin del régimen que suponga la entrada brutal del capitalismo salvaje, en el que los cubanos de Miami arrasen la isla, y los que llevan años sufriendo  y resistiendo se conviertan en sus parias. Porque es duro ser pobre en Cuba, pero más duro es ser pobre en un régimen capitalista.

Por cierto, si quereis decirle al gobierno cubano lo que pensais, en su web hay una dirección en la que dejar opiniones: webmaster@one.cu

4 Comentarios

  • maria on Feb 25, 2010

    Es curioso ver que todo sigue ocurriendo en la oscuridad como este vídeo que parece grabado a escondidas. Parece que cuanto menos se vea de esa parte cubana, y se tape con el ron, el baile y el color de las gentes, pasará desapercibido.

    No creo que merezca la pena tanto espíritu cubano, tanta educación y tanta cultura si aún no se valora una vida humana porque tenga ideas diferentes.

    Una pena por el pueblo cubano.

  • scayra on Feb 25, 2010

    Tambien se pueden seguir más pistas.
    “Una oposición cubana desacreditada consigue su mártir”.
    http://www.larepublica.es/spip.php?article18790

    saludos

  • Juanan Milleiro on Feb 24, 2010

    …y para nosotros siempre es 26

Deja un comentario